lunes, 29 de agosto de 2011

Noches de verano


Ya llegan las noches de verano, el calor, la ventana abierta. El murmullo de los coches susurrando canciones de amor al asfalto asciende hasta mi cama y en el techo se persiguen las sombras agujereadas de las persianas que asustaban mis sueños de infancia.

4 comentarios:

Rosa dijo...

Delicioso texto. Pero con suerte ya terminan las noches de calor pegajoso, no poder dormir...

Besos desde el aire

Elysa dijo...

Y yo que cuando el calor no me deja dormir me invento películas con las sombras que se cuelan a través de las persianas.

Besitos

Puri dijo...

Rosa, sí por fin terminan... Pero es una lástima que se acabe elverano.

Elysa, claro, si es que parecen fotogramas de una película, con esos cuadraditos todos seguidos. Es una buena forma de pasar el rato, imaginando. Pero yo tengo ese recuerdo de niña, que me daba miedo, resultan tan inquietantes esas sombras que se mueven...

montse dijo...

Ese sonido de las ruedas sobre el asfalto cuando bajan una pendiente con el motor apagado, sí; suena a canción de amor susurrada.