jueves, 8 de agosto de 2013

Cuestión de zapatillas



Fotgrafía de la red,  (pantuflas wikipedia)


La anciana se levanta del lecho y se calza las zapatillas de pana. Camina por el pasillo muy despacio, se esfuerza por no arrastrar los pies, le desespera el sonido cansado de sus pasos. Pero le pesan los pies, como plomos de buzo. Al pasar por la habitación de su nieta mayor, ve sus manoletinas abandonadas en mitad de la puerta, ¡qué pie calza ya la moza! Le recuerdan su juventud, cuando soñaba con ser bailarina. Contempla sus zapatillas de vieja, seguro que con las bailarinas andaría ligero. Se las pone. Da un paso, ¡menudo cambio!, avanza por el pasillo a saltitos, una vuelta y flota, otra vuelta y se siente cisne, lenta, lentamente, dejándose llevar arriba y abajo...
—¿Mamá? —. Es su hija, que acude alarmada por el ruido seco en el pasillo.
La encuentra en el suelo, se ha mareado con la pirueta, pero muestra una sonrisa inocente:

—¿Ves? Con estas puedo hasta volar… 

2 comentarios:

Ricardo Corazón de León dijo...

Buenísimo, Puri. Nos das magia con cada uno de tus micros. Gracias por compartir.
Un abrazo.

Purificacion Menaya dijo...

Magia en zapatillas, Ricardo, jaja. Gracias.