miércoles, 27 de junio de 2012

Cambio de aire - Vendaval 2012

Cambio de aire

Se asomó a la ventana a fumar el cigarrillo de la tarde. Los chicos no tardarían en volver del entrenamiento, con los deberes a medias, y la cena estaba sin preparar. La rutina se pegaba a la piel de los días y no había manera de quitarle ese olor a rancio, a archivo de funcionario cubierto del polvo de lustros. De repente se levantó el viento, y su primer soplido consumió el cigarrillo en un instante. Mantuvo la torre de ceniza erguida entre los dedos, pero la siguiente ráfaga la derrumbó sin piedad. Alguien se estaba fumando su vida y apenas se estaba enterando. Aplastó la colilla en el cenicero. Pidió por teléfono una pizza cuatro estaciones y brindó con cerveza a la salud de ese enemigo invisible que se ocultaba tras el reloj de cocina. Al menos podía celebrar que aún era capaz de convertir un miércoles en viernes.

* * * * *
El 24 de junio, un montón de microrrelatistas de todo el mundo soplamos a la vez... 




5 comentarios:

carlos de la parra dijo...

Extraña forma de suicidio lento ésta de fumar.
Por éso se la fumó el tiempo.
Por su dedicación a construírse enfermedades provocadas por el tabaquismo.
Lo ideal es dejar de fumar de inmediato; y comenzar a celebrar tu diaria purificación pulmonar, sanguínea ,nerviosa y cerebral.

Arte Pun dijo...

Hola Puri, me gustó tu relato, real, y triste. No creo que la solución sea transformar los miércoles en viernes, más bien debería aprender a valorar los lunes, martes y demás días. Pero sí debe haber mucha gente cuya ilusión sea esa, llegar al viernes, algo así como la película "Click" que es genial.

Gracias por el relato. Besos

Nicolás Jarque dijo...

Puri, es un relato realista sobre una vida que se consume a pasos agigantados como ese cigarro que se fuma. Pero a la realidad no es tan sencilla eliminarla, siempre estará ahí.

Me gustó tu soplo de esta fiesta que es el Vendaval.

Abrazos.

Elysa dijo...

Buen soplo, Puri. Aunque es triste la situación por lo menos deja un rastro de optimismo al final.

Besitos

Puri dijo...

Carlos, sí fumar no le alargará la vida, pero también es un placer del que algunas personas les gusta disfrutar.

José Luis, tienes razón, pero es casi lo mismo convertir un miércoles en viernes que aprender disfrutar de un miércoles como si fuera viernes.

Gracias Nicolás, la vida se va, deprisa, deprisa, hay que aprender a disfrutar de cada momento.

Elysa, el optimismo final es como una bocanada de aire fresco. La necesitamos...